Comentarios a «La acusación»

No hay hola.

De nuevo toca revisar los comentarios recibidos en ELDE. En esta ocasión los que se ha llevado el cuento «La acusación». Este mes de nuevo me ha ido tanto bien como mal. Me explico: digo mal porque de nuevo se ve que no he cumplido uno de los requisitos; y digo bien porque, pese a ello, los tres lectores han calificado muy bien el cuento. La notas que me han dado son un 8, otro 8 y un 9. Nada mal: dos notables altos y un sobresaliente. Por desgracia, esa puntuación ha sufrido una penalización de 2/3 al no cumplir los tres requisitos. Vamos, que me ha vuelto a dejar en una posición intermedia de la tabla. Qué se va a hacer :(. Otra vez será… espero.

Pero debo meterme en harina y responder a los comentarios recibidos.

Vamos con el primero:

  • Lo de que las acciones queden un poco atropelladas: me culpa. Si hubiera podido meter más palabras te aseguro que no hubiera quedado así. Pero el muro de las 500 conjura esas maldiciones.
  • Ese mismo problema, la falta de extensión, me ha impedido presentar mejor a los personajes, introducirles en un trasfondo, unas motivaciones, etc.

A por el segundo:

  • Aich, las negritas. No consigo hacer que se diferencien las escenas. A otros participantes veo que sí consiguen poner un retorno de carro de más y separarlas; a mí, no. Ya no sé qué hacer. Sigh.

Y atacamos al último, el tercer comentario (el que más me gusta porque más incide en defectos):

  • Los dos personajes mencionados desaparecen de la historia porque, de hecho, salen por pies en polvorosa en cuanto atan a la chica. Están acojonados y no desean estar ahí cuando sucede lo que pueda suceder. Lo que sí que no he podido mostrar es lo que ellos pretendían el atarla al árbol, algo que no tiene nada que ver con lo que de verdad ocurre luego. Pero eso: la extensión tan limitada no da para más.
  • El segundo contra de la sección de trama (descubierto con toda su razón) también tiene su origen en el no tener palabras para poder contar todo lo que había que contar. De hecho la historia en sí daría para un relato mucho más largo, o incluso una novelette. Pero no hay ese espacio…
  • Lo de describir a Rank como alcalde ‘tarde’ está adrede, y es un recurso que ya lo he visto usar a otros muchos autores afamados, tanto en novela como en cuento. Es una manera de introducir detalles de una manera no demasiado ‘apabullante’ al principio. Entiendo que otros lo consideren un fallo: para mí no lo es.
  • Ese ‘él’ se refería al gemido. Sé que la frase quedaba forzada. La versión inicial, mucho más clara, hacía que el relato sobrepasara el máximo de palabras. Sí, de nuevo la mierda de extensión máxima 😦
  • Y en relación a lo de ese ‘la’, mirándolo de nuevo, no te voy a quitar la razón: sí que queda mejor sin el artículo 🙂

Bueno, no hay nada más que decir a los comentarios. Este mes no me he extendido mucho. A quien le pique la curiosidad de leer le cuento le dejo el enlace a él.

Como siempre, tras la pausa no publicitaria os dejo los comentarios íntegros.

No hay adiós.

Nota 31/1/2018: me dicen desde Literup que no puedo copiar en la web los contenidos de los comentarios por un problema de derechos de autor (he colocado los comentarios sin pedir permiso a los autores, y se ve que eso ha molestado a alguno). Por esa razón procedo a eliminar todos los que había hasta ahora, y no los volveré a hacer públicos.

Anuncios

2 comentarios sobre “Comentarios a «La acusación»

  1. Hola Juan,

    muy buenos comentarios y buena valoración del relato. Lástima de los requisitos que otro mes te “penalizan” en el resultado final. De los tres textos que me tocaron comentar, ninguno cumplía los tres requisitos, y sin ir más lejos. mi propio relato no ha cumplido uno. ¿Averiguas cuál? El mismo que el tuyo… Jejeje.

    Un abrazo.

    1. Hola.

      Qué se va hacer: las normas del juego son así 🙂 Pero me doy con un canto en los dientes al recibir semejantes valoraciones, más allá de los requisitos. Pero me da que con el chiste…, perdón ;), el reto de este mes la cosa cambiará: resulta muy fácil introducirlos en una historia. Otro tema es que esa historia merezca la pena, como la tan chuchurría que me ha quedado a mí.

      Pero no pienso darle muchas más vueltas: este fin de año pretendo dedicarlo a la novela.

      Un saludo y mucha suerte con la inspiración.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.